En Nochebuena y Navidad no abundarán las lluvias

Como todo el mundo sabe, las comarcas de levante, algunas de Baleares y del sudeste de la Península está padeciendo un temporal con fuertes vientos y lluvias torrenciales que han originado grandes dalos y, lo que es peor, dos víctimas mortales.

Ese temporal se mantendrá  durante la jornada del lunes. Las precipitaciones más fuertes corresponderán a Cataluña y Baleares aunque  también puede llover en el Cantábrico, Castilla y León (aquí tampoco son descartables algunos copos de nieve) y puede que Ceuta y Melilla.

VÍDEO: RADAR DE LLUVIAS PARA ESTA SEMANA

El miércoles (día que comienza astronómicamente el invierno a las 9h y 44m hora peninsular y balear) se pueden repetir los chubascos intensos en Cataluña y Baleares y que también continúe lloviendo a ratos en la  Cornisa Cantábrica, el alto Ebro, Ceuta y Melilla y que alcancen, asimismo, al Sistema Central, la Cordillera Ibérica y el norte del archipiélago canario. Habrá heladas débiles en  zonas del interior peninsular y el viento soplará con fuerza en el Ampurdán, el bajo Ebro y Baleares.

El jueves será necesario el paraguas en las regiones cantábricas, el norte de Galicia, las Islas Baleares zonas de Canarias, sobre todo en el norte. Volverán a registrarse heladas débiles en el interior de la Península (mínimas de uno o dos grados bajo cero).

El viernes, día 23, serán ya muchos los españoles que se desplacen por carretera y, por tanto, el tiempo adquirirá especial importancia. Podría llover en Baleares, las costas de Galicia y, con menor probabilidad,  en el litoral cantábrico, el norte de Castilla y León y las proximidades del Estrecho y el archipiélago canario.

Seguirán registrándose heladas débiles al amanecer en distintas comarcas del interior peninsular, principalmente en la meseta castellano leonesa y en las zonas montañosas.

El día de Nochebuena, el de Navidad y el lunes 26, que será para muchos el día de regreso, existirá riesgo de lluvias en el Cantábrico, la comunidad gallega y la cuenca alta del Ebro y podría nevar en los Pirineos. En el resto de España las probabilidades de precipitaciones, con arreglo a lo que actualmente muestran los mapas previstos, son bastante escasas.

Este año, por tanto, no tendremos blanca navidad más que en las montañas y quizá en alguna cormarca del tercio norte y las lluvias no serán continuas ni generalizadas.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Artículos relacionados

Dejar un comentario